Educamos desde el Ser, para Ser | |

27
Oct

0

Reflejamos en nuestro mundo exterior lo que hay en nuestro interior:

Este es un principio universal y básico. Si no te gusta lo que ves en tu vida, no tienes que dirigir tu mirada hacia fuera, sino hacia ti mismo, hacia dentro ti.

Ya hemos escuchado muchas veces lo de “cómo es arriba es abajo”, en consonancia con esto podemos decir que “cómo es adentro es afuera”.

Por lo que lo primero que tenemos que hacer es dirigir la mirada hacia nosotros mismos para poder llegar a manifestar aquello que queremos, cuando cambiamos nosotros, no solo cambiamos nosotros, todo a nuestro alrededor cambia..

SOMOS RESPONSABLES DE NUESTRA VIDA:

Es importante saber que nada de lo que nos pasa y nos sucede viene de afuera, sino de dentro, nosotros somos los creadores de nuestra vida tanto para las cosas que nos gusta como para aquellas que no nos gusta tanto. Nosotros somos los responsables de nuestra vida.

Si nos arruinamos y nos quedamos sin dinero, si nos quedamos sin trabajo, o si me separo de mi pareja, no hay que buscar fuera la razón de lo que nos pasa.

Por ejemplo:

  • No es la mala inversión que hizo tu socio, la razón de que te hayas arruinado y te hayas quedado sin dinero.
  • No es la crisis, ni el exigente de tu jefe, la razón por la que te has quedado sin trabajo.
  • No es tu pareja, que se ha ido con otra/o, la razón de tu separación.

Aunque parezca muy evidente que tu socio, tu jefe o tu pareja son los causantes de tu situación actual, hay que mirar más allá de lo evidentemente aparente para tener una visión más completa.

La pregunta es:

  • ¿Hacia dónde hay que mirar?

La respuesta es sencilla:

  • Hacia nosotros mismos.

Para ello es importante observar cuales son mis patrones de pensamientos sobre el dinero, o sobre el trabajo, el amor, mirar que me están reflejando, cual es la enseñanza, observar mis patrones de conducta, o cuales son aquellas creencias que me limitan o me conectan con la carencia o que han hecho que desemboque en esa situación, ya que el que:

  • Se ha arruinado y actuado de tal forma he sido yo.
  • El que se ha quedado sin trabajo he sido yo.
  • El que se ha separado he sido yo.

Nuestra vida nos refleja lo que llevamos en nuestro interior, cualquier movimiento o cosa que nos pasa es fiel reflejo de nuestro interior.

Todo esto lo trabajamos en nuestros cursos y retos.

Para mas información:

Autor
Isabel Bueno

Ningún Comentario

Respuesta

*